¿Y si cambiamos de ruta?

MONA Confessional* | Oliver Beer | Museum of Old and New Art (Tasmania, Australia)

La palabra conversión, metanoia, significa cambiar de ruta, cambiar la ruta a través de la cual se está buscando la felicidad. Os cuento una parábola que viene de otra tradición religiosa, que puede dar una luz a lo que es la metanoia desde el punto de vista cristiano:

A un maestro sufí se le había extraviado la llave de su casa, y la buscaba ansiosamente en el jardín frente a su casa, revisando cuidadosamente cada hoja de hierba. Llegaron sus discípulos y le preguntaron al maestro qué le sucedía.
– He perdido las llaves de mi casa -, respondió el maestro.
– ¿Quiere que le ayudemos a encontrarla?, le preguntaron.
– Encantado de que me ayuden, contestó él.
Al oír esto, los discípulos se hincaron de rodillas y comenzaron también a repasar la hierba, hoja por hoja, para ver si encontraban la llave. Al cabo de varias horas uno de los discípulos preguntó:
– Maestro, ¿tiene idea del lugar donde pudo haber perdido la llave? Él respondió:
– Claro que sí, la perdí dentro de la casa.
Los discípulos se miraron con gran asombro.
– Entonces, ¿por qué la está buscando aquí?, exclamaron.
El maestro les respondió:
– ¡Porque aquí afuera hay más luz!

Esta parábola está dirigida a la condición humana, a todos los seres humanos. A todos se nos ha extraviado la llave de la felicidad y la estamos buscando fuera de nosotros, donde es imposible encontrarla. Y la buscamos por fuera porque es más fácil, más placentero, y hay más luz, aparte de que estamos más acompañados. Cuando nos proponemos encontrar felicidad por medio de los símbolos de seguridad y supervivencia, aprecio y afecto, poder y control, podemos estar seguros de que muchas personas nos ayudarán, por la sencilla razón de que todo el mundo está haciendo lo mismo. Pero cuando buscamos la llave en donde realmente existe la posibilidad de encontrarla, nos vamos a hallar muy solos, porque los demás pueden percibir algo amenazante en la búsqueda en que estamos empeñados.

Nada podemos hacer sin Jesús y Jesús nada puede hacer sin nosotros: Jesús, que tu Espíritu nos ilumine para que nos pongamos enteramente a merced de tu gracia, porque nadie mejor que Tu sabes lo que nos conviene, lo que nos transforma en hijos y en hermanos y lo que nos conduce a la verdadera felicidad.

*Mona confessional es una intervención arquitectónica acústica permanente. Oliver Beer ha trabajado con los arquitectos del museo para crear un ala completamente nueva en la que la nueva fachada del edificio se distorsiona para dar lugar a una formación acústica similar a una cueva. Tiene 12 metros de ancho y se sumerge tres pisos bajo tierra, excavados en la piedra. Oliver concibió la obra como un ‘espacio vacío’ que guía el sonido utilizando solo su geometría, sin altavoces ni micrófonos. A medida que el visitante camina alrededor de la espiral hacia el centro, los sonidos ambientales desaparecen y el espacio se vuelve progresivamente más silencioso.

10 comentarios en “¿Y si cambiamos de ruta?

  1. Juan Santiago Iglesias Sanles dijo:

    ¿Cambiar la ruta?, es absolutamente necesario. Siento la llamada del Señor, soy profesor de religión en un centro publico de Vigo. ¿cómo puedo saber si el Señor me llama al camino del cister, a esa ruta que empezó Robertro?

  2. bea dijo:

    Me resulta muy dificil, hoy, encontrar sentido a buscar la llave dentro, y no fuera así como la estructura arquitectónica del Moma. Tendré que dar más tiempo al tiempo …… y a la escucha del Evangelio. No por ello no dejar de ser cierta la reflexión de hoy. Gracias por este descoloque y este afrontamiento a la soledad y el reconducir el camino………

  3. Beatriz dijo:

    Pues si , así es. El camino del cristiano es la Santa Cruz , el límite.. el Calvario. Hoy Pablo nos avisa “ el momento es apremiante “. .. sólo hay que echar un vistazo a nuestro alrededor para constatarlo…no hay peor ciego que el que no sabe que es ciego… , podrán derribar todas las cruces de este mundo … mientras exista un sólo cristiano la Cruz seguirá en pie.
    Míranos Jesús!!! aquí estamos con María y con Juan, al pie de la Cruz ¡ ni se te ocurra soltarnos de tu brazo!

  4. Alejandro dijo:

    Y, ¿ cómo entrar dentro de un mismo ?
    Creo que tengo bastantes (?) horas de soledad y de silencio.
    Rezo (?), leo la Palabra, leo libros espirituales…

    Y un vacío dañin en mi silencio.
    Debo entrar en casa a buscar la llave.

  5. Mane dijo:

    Estamos en una crisis de valores y comportamientos éticos. Es una oportunidad de cambiar lo que no funciona. Caminemos con los otros por la nueva Galilea.
    Nos has puesto en bandeja de plata el camino a seguir!
    Gracias por compartirla

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.